Agua caliente

  • Regula la temperatura del calentador a 41°C-42°C. Con esto hay más que suficiente para la higiene y para calentar las cañerías.
  • Evita bajar la temperatura excesiva del agua caliente mezclándola con agua fría.
  • El agua tarda un rato en calentarse; por lo tanto, evita abrir el grifo durante intervalos de tiempo breves. Te ayudará a ahorrar. 
  • Dúchate en vez de bañarte: ahorrarás energía y agua.